Buscar este blog

Todo tiene su momento y cada cosa su tiempo bajo el sol...EL ha hecho todas las cosas apropiadas a su tiempo, también ha puesto el mundo en sus corazones, sin que el hombre llegue a descubrir la obra que DIOS ha hecho de principio a fin (ECLESIASTES 3)

AL QUIMIA es el arte de la "transmutación". Transmutar consite en transformar algo en otra cosa que es de una
naturaleza superior. En el plano espiritual los alquimistas transmutaban la naturaleza de lo irreal a lo real, del incosciente al consciente, de las tinieblas de la ignorancia a la luz de la verdad, de lo mortal a lo inmortal. La transmutación tanto físisca como espiritual es consecuencia de la "Elevación de las vibraciones"



sábado, 25 de septiembre de 2010

EL CICLO DIVINO DE LA CREACION


!Cuan dorado y melancólico se muestra el otoño!!!

Acaba de abordarnos sigiloso y se desliza a nuestro alrededor con leves remolinos de colores rojizos.

Poco a poco comenzaremos a acumular vestiduras de abrigo, mientras los arboles se despojan de sus hojas.

Equinocio de otoño : Tiempo de cosecha.

Tiempo de recoger las dulces y doradas uvas que han acumulado el sol del verano en su alma.

Ah la naturaleza cual espejo que refleja la grandeza de la Creacción !!

El ciclo eterno de las estaciones.... Plantar, regar y abonar, fructificar , recoger....Semilla, germinación, fruto, cosecha....

Todo en el plano material se muestra cual espejo del ciclo Divino. El ciclo de YHVH.

Nuestros ancestros entendían perfetamente este ciclo porque vivian muy en contacto con la naturaleza. Al observarla se percataban de cómo funcionaban sus vidas.

Al alejarnos del entorno natural nos hemos desconectado de un conocimiento ancestral: los mecanismos de la creación.

Porque el hombre se desenvuelve en una constante creacción: biológica, mental, emocional. Continuamente lanzamos semillas a nuestro entorno.

El problema es que muchas veces no sabemos ni en que terreno plantamos, o nos olvidamos de cuidarlas. Tal vez dan fruto y sin darnos cuenta se pudre al no cosecharlo.

Incluso pretendemos cosechar sin sembrar. Eso es lo que pretenden hacernos creer los medios que nos envuelven.

Porque si queremos que nuestros proyectos fructifiquen hemos de seguir las pautas de la naturaleza. Son ineludibles. Y si pretendemos, por orgullo, pensar que eso no nos atañe, posiblemente cosechemos lo que no hemos sembrado, o tal vez sí lo sembramos nosotros pero no supimos cuidarlo debidamente...

http://canalizandoluz.com/sendero791-el-ciclo-de-yhvh-o-del-padre-y-nuestras-creacionessemillas-brinda-mair

No hay comentarios: